La función del sitema Linfático es la de transportar por un lado y la de estación depuradora del organismo, por otra. A su vez, está relacionado con el sistema Inmunológico.

La Linfa fue denominada como «sangre blanca» o «líquido incoloro» del cuerpo.
Sabemos que dos terceras partes de nuestro cuerpo está formado por agua.
La movilización de líquidos internos, siendo el intercambio celular donde toman más importancia.

Los Nutrientes y deshechos van y vienen por la célula moviéndose en el espacio intersticial o tejido cocectivo laxo.

La mayor o menos cantidad de líquido que se aloje en los tejidos, favorecerá o perjudicará la correcta nutrición de la célula y su estado óptimo para su supervivencia.

El equilibrio de líquidos es muy importante en el organismo. El Sistema Linfático Manual participa en la regulación de este equilibrio, ayuda en el proceso de eliminación metabólica, interviene en la respuesta inmunológica y es fuente de purificación y limpieza.

Es importante destacar el efecto del drenaje se observa a nivel del sistema nervioso vegetativo, debido al ritmo lento, monótono y rítmico con que se aplica.

El drenaje es un masaje suave que bombea el sistema linfático, ayudando a la eliminación de líquidos retenidos o acumulados. Hinchazón de piernas, acumulación de líquidos, celutitis, obesidad, flacidez, circulatorios, pre y post parto, edemas de las extremidades, ansiedad, ematomas, rinitis, sinusitis, acné y muchos otros síntomas son alibiados con este tratamiento.